flexibilidad laboral en chile: las empresas y las personas

Click here to load reader

  • date post

    06-Jan-2017
  • Category

    Documents

  • view

    216
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of flexibilidad laboral en chile: las empresas y las personas

  • FLEXIBILIDAD LABORAL EN CHILE: LAS EMPRESAS Y LAS PERSONAS

    RESPONSABLES: MAGDALENA ECHEVERRA DIEGO LPEZ CONSULTORES EXTERNOS: IBCIA SANTIBAEZ HUMBERTO VEGA

    DEPARTAMENTO DE ESTUDIOS DIRECCIN DEL TRABAJO

    OCTUBRE 2004

    1

  • INDICE

    INTRODUCCIN I PARTE: LA FLEXIBILIDAD LABORAL EN CHILE 1) Indicadores de flexibilidad externa 2) Indicadores de flexibilidad interna 3) En resumen II PARTE: UNA TESIS MACROECONMICA SOBRE EL RECLAMO EMPRESARIAL POR FLEXIBILIDAD LABORAL EN CHILE 1) Introduccin 2) Cambio de escenario econmico nacional e internacional 3) Hallazgos y reflexiones III PARTE: LA FLEXIBILIZACIN COMO ESTRATEGIA EMPRESARIAL DE RECURSOS HUMANOS Y DE USO DEL TIEMPO DE TRABAJO 1) Intensidad y extensin de la flexibilidad encontrada 2) Las modalidades empresariales de flexibilidad 2) La flexibilidad laboral como estrategia empresarial 3) Los motivos empresariales en la adopcin de flexibilidad 4) Cmo se implementa la flexibilidad 6) La flexibilidad que desean estas empresas IV PARTE: FLEXIBILIDAD PERSONAL Y SOCIAL 1) La flexibilidad del organismo humano y sus lmites 2) Turnos rotatorios, nocturnos y adaptabilidad humana 3) El uso personal del tiempo en las empresas estudiadas 5) La flexibilidad a partir de las personas 6) El tiempo de trabajo y descansos a lo largo del ciclo vital CONCLUSIONES ANEXOS

    2

  • INTRODUCCIN La flexibilidad en el uso del tiempo de trabajo y de los descansos ha estado en permanente vigencia los ltimos aos, por la reiterada insistencia de incrementarla por parte de las organizaciones gremiales del empresariado y las sucesivas propuestas elaboradas al respecto por el Ministerio del Trabajo. El rediseo de la jornada laboral se ha enfocado desde la perspectiva de las necesidades de las empresas, atribuibles ya sea a las caractersticas de la produccin, a las fluctuaciones variables en la demanda o a los requerimientos de ajuste y reduccin de costos laborales y, secundariamente, como estmulo al desarrollo del empleo que estas modificaciones acarrearan. Desde la perspectiva de lo que necesitan las empresas para competir y prosperar nos formulamos aqu la pregunta es rgido el sistema de jornadas laborales en Chile? y ms especficamente son necesarias mayores adecuaciones que las actualmente permitidas en la ley laboral? No existe ya en el funcionamiento real de las empresas un uso moldeable de los tiempos de trabajo? Este es el primer eje ordenador de este estudio: estudiar las estrategias empresariales efectivas de flexibilidad. Deben conocerse en detalle las formas de organizacin del tiempo de trabajo que efectivamente se estn implementando en las empresas nacionales, para evaluar la efectividad de las normas legales que regulan el tiempo de trabajo y para la definicin de diversas polticas pblicas. En efecto, faltan diagnsticos actualizados sobre cmo las empresas organizan el tiempo de trabajo, cules son las modalidades contractuales asociadas a la duracin de las jornadas y cules sus efectos sobre las condiciones de trabajo y de calidad de vida de la poblacin. La reforma laboral de 2001 incorpor nuevas normas respecto de la jornada de trabajo y los descansos, regulando ms estrictamente el uso de tiempo extraordinario, modificando algunas disposiciones sobre el derecho a descansos semanales, reconociendo expresamente el trabajo de media jornada como nueva modalidad contractual para facilitar la contratacin de trabajadores, regulando los requisitos y duracin de las autorizaciones administrativas para implementar jornadas excepcionales en casos calificados y estableciendo que a partir del ao 2005, la jornada ordinaria de trabajo disminuir de 48 a 45 horas semanales, sin que sea procedente una reduccin salarial por esa disminucin del tiempo de trabajo. Tales innovaciones legislativas deberan reflejarse en cambios en las polticas empresariales para organizar y utilizar el tiempo de trabajo. Toda esta situacin nos ha estimulado a estudiar la forma en que las empresas estn efectivamente utilizando, organizando y administrando el tiempo de trabajo, de manera tal que identifiquemos los sistemas flexibles de jornada laboral actualmente puestos en prctica, el contexto econmico en el que se han desarrollado y las consecuencias que tienen para las personas que trabajan.

    3

  • Para ello nos propusimos analizar todas las modalidades flexibilizadoras que se utilizan efectivamente en las empresas chilenas y no slo las relativas al tiempo de trabajo, en el entendido que todas las modalidades de flexibilizacin conforman un sistema empresarial de utilizacin y organizacin del trabajo, de manera tal que cada tipo especfico de flexibilizacin a disposicin de una empresa no puede sino analizarse dentro del conjunto formado por todas las dems formas flexibilizadoras que se aplican en ella. En consecuencia, las modalidades empresariales flexibles de uso del tiempo de trabajo son slo un elemento ms en el sistema flexible de trabajo1 que pueden aplicar las empresas en Chile. Tambin hemos dedicado tiempo a analizar los criterios empresariales de organizacin y gestin, y los estilos de relaciones laborales orientados hacia la cooperacin o el conflicto, como elementos que permiten identificar una cultura empresarial que funciona como un contexto determinante dentro de la cual operan las normas sobre el trabajo y, por cierto, las modalidades flexibilizadoras que finalmente se aplican2. Nuestra conviccin es que una apreciacin completa de la operatividad concreta que los actores del mundo del trabajo le dan a las normas, debe incluir el conjunto de creencias, ideas y opciones que conforman los sistemas de organizacin productiva y los estilos de relaciones de trabajo que determinan las decisiones empresariales sobre el uso de la mano de obra. Otra dimensin aparece si el uso flexible del tiempo es analizado a partir de las necesidades de las personas y de su vida social, tal como est organizada la sociedad hoy. Lo que en el ao 2004 en nuestro pas puede considerarse una distribucin normal del tiempo entre las distintas actividades que realizan los ciudadanos, en veinte aos ms puede ser visto como una aberracin o resultara por completo incomprensible para la sociedad chilena de hace dos siglos atrs. En el modo de vida actual, especialmente en las grandes urbes, el pensamiento sobre el uso efectivo del tiempo de las personas y sobre los ritmos propios de la naturaleza biolgica y squica cobra una extraordinaria vigencia. Reflexionar sobre la manera de distribuir los tiempos durante el da, la semana, los aos, que produzca un mayor bienestar humano personal y social es un verdadero desafo contemporneo y tambin lo es identificar cules son los usos del tiempo que generan mayor desgaste, malestar y desintegracin social. La necesidad de esta reflexin resulta paradjica en tanto todo indica que el hombre es precisamente ahora dueo de su tiempo, pudiendo controlar en buena parte los designios de la naturaleza, a tal grado que es posible imaginar una sociedad que funcione las 24 horas de un da, incluyendo de manera clave en ello al trabajo. Los procesos productivos continuos o los servicios vespertinos y nocturnos, son problemas resueltos en materia tecnolgica. 1 Para una explicacin de la aplicacin de la teora de sistemas en las relaciones laborales ver Walker, Francisco Derecho de las relaciones laborales. Un derecho vivo. Editorial Universitaria, Santiago, 2003, ps. 36 y ss. 2 Se ha aludido a este enfoque como de anlisis de la flexibilidad contextual o del conjunto de factores que determinan las decisiones empresariales de uso y organizacin del trabajo. (Ver Goldin Adrin El trabajo y los mercados. Eudeba, Buenos Aires, 1997, p. 256.)

    4

  • Existen los medios de comunicacin, las mquinas y los equipos para ello. Pero, es tan moldeable la disponibilidad humana, fisiolgica, siclogica, familiar y social? Este es el segundo eje que orienta esta investigacin: la flexibilidad como experiencia real y capacidad adaptativa de las personas. Ahora bien, para dar cuenta del impacto de la flexibilizacin laboral en la dimensin productiva y en el mbito personal y social de los trabajadores, consideraremos la flexibilidad laboral desde dos puntos de vista: Como el conjunto de estrategias empresariales de utilizacin de los recursos humanos y en particular del tiempo de trabajo, es decir, la flexibilidad laboral como un fenmeno empresarial caracterizado por la innovacin en la forma de contratar, utilizar, organizar y administrar el trabajo; Como las diversas necesidades de acomodo vital que experimentan los trabajadores al combinar el tiempo dedicado al trabajo y el dedicado a la vida extra laboral; el impacto personal, social y familiar de los cambios flexibles en la organizacin del tiempo de trabajo. De esta forma, la flexibilidad laboral se revela como un fenmeno que toca al conjunto de la vida; sus espacios individuales y sociales, con efectos marcados sobre el bienestar, la salud, la calidad de vida familiar y la calidad del descanso, del uso del tiempo no trabajado. Las estrategias flexibilizadoras en materia laboral que realmente se aplican en las empresas, son resultado de dos grupos de motivaciones generales que orientan las decisiones empresariales sobre qu flexibilizar, cmo hacerlo y para qu, a los que hemos llamado los mandatos de la flexibilizacin. Uno est centrado en razones de funcionamiento productivo; el otro se rige por consideraciones de rentabilidad y ajuste: Adecuacin a la diversidad productiva: Bajo este concepto reunimos a las motivaciones organizacionales y productivas que demandan adaptaciones en el trabajo para obtener una produccin ms verstil que permita adaptar volmenes y tipos de productos a los cambios en la demanda, y una de cuyas manifestaciones ms evidente es la introduccin de innovaciones tecnolgicas. Ahorro