Rehabilitación del Palacio de n sobre la rehabilitación del Palacio de Viana El...

Click here to load reader

  • date post

    03-Oct-2018
  • Category

    Documents

  • view

    214
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Rehabilitación del Palacio de n sobre la rehabilitación del Palacio de Viana El...

  • Rehabilitacin del Palacio de Viana

  • EditaDireccin General de Comunicacin ExteriorMinisterio de Asuntos Exteriores y de CooperacinDiseo y creatividadJavier Hernndez Martn. Direccin General de Comunicacin ExteriorFotografaJavier Hernndez Martn y ngel Zorita

    Septiembre 2008

  • Presentacin sobre la rehabilitacin del Palacio de Viana

    El palacio de Viana se ha recuperado para la poltica y la diplomacia espaola y su

    magnfica rehabilitacin lo convierte en uno de los edificios ms significados del

    patrimonio del Estado. Viana ha rejuvenecido y su fisonoma nos presenta los mejores

    perfiles de un inmueble ligado estrechamente a la historia de Madrid y de la diplomacia,

    cuyo proyecto de restauracin inici la Ministra Ana Palacio y se ha culminado este

    ao. Ha merecido la pena esperar todo este tiempo y asumir la complejidad de las obras

    para admirar el esplendor y la luminosidad de Viana, as como para apreciar las nuevas

    instalaciones que recorren y atraviesan sus remozados muros y forjados.

    El proyecto inicial recogi la supresin de todos los elementos, tanto estructurales

  • como decorativos, que alteraban las trazas originales del palacio. En la medida de lo

    posible se ha recuperado la inspiracin del edificio renacentista, del palacio-fortaleza

    que describe Mesonero Romanos. Su tipologa estructural responde a la poca, con

    cimentacin de sillares de granito y zanjas rellenas de materiales ms pobres sobre

    las que se apoyan muros y cerramientos perimetrales. Los forjados y el resto de la

    estructura eran de madera, al igual que las cubiertas y las cerchas que soportan los

    entablados de las tejas.

    La puesta en valor del inmueble ha sido un proceso lento y minucioso por las numero-

    sas y variadas patologas de las cimentaciones y las estructuras de madera. Ha sido

    necesario efectuar chequeos exhaustivos para determinar el alcance de los daos,

    estudiar los tipos de intervencin y ejecucin para reparar la vetustez del edificio. La

    necesidad de mantener los elementos de valor histrico, como pavimentos de madera o

    artesonados, ha obligado al empleo de tcnicas muy complicadas y especiales, aunque

    ahora se aprecian elementos ornamentales ocultos y se han recuperado estancias y

  • espacios hasta hoy poco conocidos y apreciados, que ponen de relieve la factura de

    este noble e histrico inmueble de perfiles neoclsicos.

    En los casos de demolicin de molduras y cornisas de su exterior e interior que oculta-

    ban elementos estructurales daados, se ha procedido a la elaboracin de moldes para

    reproducir con fidelidad los originales. En el proceso de demolicin aparecieron dos

    paramentos opuestos en la galera de la planta primera de uno de los patios, ocultos

    tras un muro. Se corresponden con las trazas de un antiguo claustro decorado con

    columnas talladas en piedra caliza con motivos decorativos de cabezas de guerreros

    que se han recuperado con fidelidad.

    Viana se encontr ms afectado de lo previsible. El inmueble estaba fatigado por su

    larga vida y la ausencia de un mantenimiento preventivo. Esta situacin deriv en

    intervenciones urgentes que han requerido garantizar la seguridad de los edificios

    colindantes, as como la de la propia obra antes y durante el proceso de ejecucin del

  • proyecto. Las soluciones que se han adoptado han sido muy variadas e incluyen parte

    de su entorno ms inmediato.

    Viana se remoza y actualiza en la primera dcada del siglo XXI como lo hacen tambin la

    poltica y la accin exterior de Espaa. La casa seorial de Beatriz Galindo, La Latina,

    o el palacio madrileo del Duque de Rivas son hoy patrimonio de todos los ciudadanos

    y del Estado, y un espacio para el dilogo poltico y diplomtico, testigo de la apertura e

    influencia de Espaa en un mundo globalizado.

    Miguel ngel Moratinos

    Ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperacin

  • Historia del Palacio de Viana

    Doa Beatriz Galindo, La Latina, Dama de la Reina Isabel al enviudar en 1501 del

    madrileo, Don Francisco Ramrez de Madrid, apodado el Artillero por su especialidad

    en las armas, y Secretario del Rey Catlico, tras instituir un mayorazgo en su hijo Nuflo,

    dedic el resto de su vida a las obras religiosas y de caridad.

    En la primera dcada del siglo XVI funda el Monasterio de la Concepcin Jernima,

    prximo a la calle hoy de este nombre, y edifica, junto al citado monasterio, una casa

    seorial que, con el tiempo y sus transformaciones, es conocida por el nombre de

    Palacio de Viana. Esta casa, de una planta, constaba de dos edificaciones escalonadas

    con sendos patios intermedios. Su fachada daba sobre el espacio urbano encuadrado

    por el monasterio,, espacio que por esta razn se llam Plazuela de las Monjas, y que

    actualmente lleva el nombre de calle del Duque de Rivas.

  • La fachada, en su derecha, posea una torre fuerte situada en el ngulo limitado hoy por las

    calles de Concepcin Jernima y Duque de Rivas. El resto de la misma, sobre la Plazuela de

    las Monjas, era de estilo plateresco, con un gran portn rematado en amplio escudo con las

    armas de los Ramrez y de los Galindo. El aspecto, segn relata Don Ramn Mesonero Roma-

    nos en su obra El antiguo Madrid era el de un palacio-fortaleza del Renacimiento espaol

    La Latina visti el hbito de la orden de la Concepcin Jernima, en el monasterio que

    haba fundado, donde vivi hasta su muerte en el ao 1534. Recibi sepultura en el coro

    alto de la iglesia, en uno de los dos cenotafios renacentistas con estatuas yacentes, desti-

    nados a los fundadores.

    Como los restos de su esposo, el Artillero, fallecido en 1501, en la campaa contra la

    primera insurreccin de los moriscos granadinos, nunca fueron hallados, con posteriori-

    dad al fallecimiento de La Latina, las monjas retiraron el vaco mausoleo destinado a

    Don Francisco.

  • Tras el derribo y venta, por la orden, del viejo monasterio que amenazaba ruina, a media-

    dos del siglo XIX, y de su sucesor construido en el barrio de Salamanca, en la confluen-

    cia de las calles de Lista y Velzquez, un siglo despus, el mausoleo viajero con los

    restos de Doa Beatriz Galindo, constructora original del Palacio de Viana, se encuentra

    en la actualidad en la iglesia del convento que la orden de la Concepcin Jernima ha

    construido recientemente en El Goloso, cerca de Madrid.

    A mediados del siglo XVII la Casa-Palacio de los Ramrez de Madrid, que con el tiempo y

    los entronques de familia pasaron a denominarse Ramrez de Saavedra, perteneca por

    sucesin a la Condesa del Castellar, que le aadi una edificacin mas, cerrando el cua-

    driltero como muestra el clebre plano de Madrid trazado por el cosmgrafo portugus

    Don Pedro Texeira Albernas, en el ao de 1656.

    A finales del siglo XVIII la Casa-Palacio sufre nuevas transformaciones, pues, entre

    otras, la fachada renacentista asume un aire neoclsico; pero es en el siglo XIX cuando

  • la casona de los Ramrez de Saavedra pasara a tener su actual aspecto.

    Tambin por sucesin llega a manos del clebre poeta romntico Don ngel Mara

    de Saavedra y Ramrez de Baquedano, Duque de Rivas. Este fino aristcrata poltico,

    humanista y diplomtico, pues fue Embajador en Npoles y, en especial, gran poeta

    del movimiento romntico espaol, se enamora de este viejo casern, del que hace su

    morada en la capital del Reino.

    En 1843, el Duque de Rivas encarg al Arquitecto Don Francisco Javier Maritegui, autor

    de la vieja Universidad de San Bernardo, la reforma del edificio.

    Del gran proyecto de Maritegui, cuyos planos se conservan en el Archivo de la Villa de

    Madrid, slo se ejecut una parte. La actual fachada corresponde a la realizada entonces.

    Se aadi una segunda planta, elevando el cuerpo principal a la altura de la primitiva

  • torre del palacio, que fue demolida, pero no se lleg a reformar toda la fachada, pues

    Maritegui conserv muchos elementos de la anterior del siglo XVIII.

    Terminadas las obras, que coincidieron con el derribo del colindante Monasterio de la

    Concepcin Jernima y posterior venta del solar, el Duque de Rivas ampli el primitivo

    jardn, adquiriendo la limtrofe huerta del convento que convirti en amplio parque

    arbolado, de corte romntico.

    El Duque de Rivas habit el palacio hasta su muerte, acaecida en 1865. Heredado por su

    hijo mayor, en 1880 el nuevo Duque transmite la propiedad del inmueble a su hermano

    menor, Don Teobaldo de Saavedra y Cueto, primer Marqus de Viana.

    Su hijo y heredero, Don Fausto de Saavedra y Collado, Marques de Viana, realiza en 1920

    una nueva reforma a cargo de Arquitecto Don Valentn Roca, consistente en la amplia-

    cin de las dependencias de la parte posterior del palacio y en la remodelacin del

  • jardn interior, conservando su bello estilo romntico.

    De este modo, el palacio, que fue uno de los centros aristocrtico-polticos del Madrid

    de Alfonso XII, la Reina Regente y Alfonso XIII, pasa a denominarse de Viana, por ser

    la residencia de los marqueses de ese nombre, mientras que la vieja Plazuela de las

    Monjas a su vez, y para perpetuar la memoria del Duque de Rivas, que vivi y muri en

    este palacio, por sabia decisin del Ayuntamiento de Madrid, adopt su actual nombre

    de calle del Duque de Rivas.

    En el ao de 1939 el Ministerio de Asuntos Exteriores arrienda el palacio, que pasa a

    constituir la vivienda oficial d