Perfiles de delincuentes especializados y delincuentes verstiles

Click here to load reader

download Perfiles de delincuentes especializados y delincuentes verstiles

of 18

  • date post

    11-Feb-2017
  • Category

    Documents

  • view

    226
  • download

    4

Embed Size (px)

Transcript of Perfiles de delincuentes especializados y delincuentes verstiles

  • 102

    Perfiles de delincuentes especializados y delincuentes verstiles estudio cuantitativo basados en la informacin

    del ISRD-21 Suiza

    Specialized and versatile criminal profiles: quantitative study based on information from Swiss ISRD -2

    ZEINAB OBEIDAMagister en Derecho y Ciencias Penales. Mencin Criminologia y seguridad

    Universidad de Lausanne SuizaEtablissements pnitenciers de la Plaine de lOrbe

    zeinab.obeida@gmail.com

    Recibido: Septiembre 17 de 2012Aceptado: Noviembre 20 de 2012

    RESUMEN

    Este artculo presenta los resultados de una investigacin que ha pretendido probar empricamente diferentes teoras de la delincuencia juvenil sometindolas a los datos obtenidos en una encuesta de delincuencia autoinformada aplicada en las escuelas suizas. (ISRD-2) Los resultados han permitido distinguir los perfiles de dos tipos de delincuentes: los delincuentes especializados y los delincuentes verstiles. La investigacin ha estado guiada por la siguiente pregunta: Los delincuentes especializados y los delincuentes verstiles presentan perfiles diferentes a la luz de las diferentes teoras que explican la delincuencia juvenil? los resultados describen las diferencias y similitudes que involucran a los dos grupos de delincuentes juveniles y presentan el perfil respectivo de cada uno de ellos.Palabras clave: delincuencia juvenil, delincuencia especializada, delincuencia verstil, delincuencia autoinformada, per-files de delincuentes.

    ABSTRACT

    This is an attempted to empirically test different theories of juvenile delinquency based on data from a survey of self-reported crime in Swiss schools (ISRD-2). The results have helped to identify the profiles of two types of criminals: specia-lized criminals and versatile criminals. The research has been guided by the following question: specialized and versatile criminals have different profiles according to different theories explaining juvenile delinquency? The results describe the differences and similarities involving the two groups of criminals and have the respective profile of each.Key words: juvenile delinquency, specialized criminals, versatile criminals, self-reported crime, criminal profiles.

    1 International Self-Reported Delinquency Study 2.

  • 103

    Justicia Juris, ISSN 1692-8571, Vol. 8. N 2. Julio - Diciembre 2012 Pg. 102-119

    I. Introduccin

    El estudio al cual se har referencia a lo largo de este ar-tculo, ha buscado someter al examen emprico diferen-tes teoras de la delincuencia juvenil confrontandolas con los datos de una encuesta de delincuencia autoin-formada realizada entre jvenes escolares suizos. Los resultados han permitido distinguir los perfiles de dos tipos de delincuentes: los delincuentes especializados y los delincuen tes verstiles. Los primeros cometen un tipo reducido de delitos, mientras que los segundos cometen una variedad. La pregunta que ha guiado la investigacin es la siguiente: presentan los delincuentes especializados y los delincuentes verstiles diversos perfiles a la luz de las diferentes teoras que son abordadas en el marco te-rico del estudio? Para responder a esta pregunta, se han sometido a prueba diversas hiptesis utilizando datos de la ISRD-2 una encuesta de delincuencia autoinformada, aplicada en varias escuelas de Suiza.

    En este artculo se presenta en primer lugar, diversos en-foques tericos que intentan explicar las diferentes carac-tersticas que rigen los dos grupos objeto de este estudio.En la seccin de metodologa se resumen las hiptesis que se han tratado de probar y la manera como se operacio-nalizaron adaptandolas a los datos de la encuesta ISRD-2. Finalmente, en la parte de los resultados se describen las diferencias y similitudes que hay entre los dos grupos de delincuentes juveniles ya mencionados y se describe el perfil respectivo de cada uno de ellos.

    II. Enfoques tericos

    Las diversas teoras abordadas en el estudio se refieren a las diferencias que presentan los delincuentes especializa-dos en comparacin con los delincuentes verstiles. As se tiene en primer lugar, las teoras del desarrollo, las cuales consideran que los factores que aparecen de manera pre-coz en la vida de una persona influyen el tipo de implica-cin de sta en la delincuencia. Por su parte la teora del autocontrol sirvi para abordar el problema en trminos de la propensin a la delincuencia. Estos dos enfoques se consideraron conjuntamente para explicar cmo cier-tos rasgos de personalidad conducen a diferentes formas de delincuencia. Igualmente se tuvo en cuenta las teoras situacionales para tratar la problematica en trminos de los grupos de pares frecuentados por los jvenes y estas teoras tratan de explicar cmo estas frecuentaciones con-ducen a una delincuencia especializada o a una poliva-lente. Por ltimo, se concluy con la teora de la eleccin racional que define cmo la eleccin del estilo de vida y el entorno en el que est inmerso el individuo puede con-ducirlo a un determinado tipo de delincuencia o a otro.

    1. Las teoras del desarrollo

    La criminologa del desarrollo propone varias clasifica-ciones empricas de los delincuentes. Entre ellas, algu-nas toman como elemento principal de clasificacin la edad de iniciacin a la delincuencia, en Ingls onsetage (Gottfredson, 2005). La edad, es un buen factor predictor y explicativo de la implicacin de un individuo en una actividad criminal. Otras clasificaciones se basan en he-chos traumticos acaecidos en la vida de una persona que pueden empujarla a una conducta desviada.

    Varios estudios especialmente algunas investigaciones longitudinales (Moffitt, 1993, 1997, Tremblay, 2000; Farr-ington, 1986; Blumstein et al, 1986) muestran una fuerte correlacin positiva entre la edad, la frecuencia y la diver-sidad de comisin de delitos. Sin embargo, estos mismos estudios con frecuencia suelen empujar el anlisis en el sentido de considerar que no es la edad del joven en si misma la que predomina en las diversas medidas de la delincuencia, como la edad de comisin de los primeros actos delictivos (Piquero et al., 1999). Efectivamente, quie-nes se implican en conductas delictivas a una temprana edad tienden a cometer un nmero mayor de diveros de-litos, en un perodo ms largo y con una frecuencia mayor que los que se convierten en delincuentes a una edad ms tarda. Hay aqu una dicotoma entre dos grupos de jve-nes, el uno compuesto por delincuentes llamados preco-ces y el otro de delincuentes llamados tardos. (Monahan & Piquero, 2009).

    Moffitt (1993) presenta una taxonoma de la delincuen-cia que describe dos categoras de delincuentes juveniles. El primer grupo: individuos -alrededor de 4-10% de la poblacin delincuente- en los cuales el comportamien-to delictivo aparece temprano y persiste durante toda la vida. Esto seria el resultado de particulares rasgos de personalidad manifestados a una edad muy joven y ten-dra consecuencias a largo plazo a menudo dramticas y persistentes, difciles de modificar una vez instalados. Las caractersticas particulares de la personalidad que los in-vestigadores (Piquero et al., 2000) sealan son rasgos tales como la irritabilidad, la impulsividad o un bajo nivel de auto-control. Un nio con tal personalidad se socializa, entonces, a menudo de manera disfuncional lo que dismi-nuye sus posibilidades y oportunidades para desarrollar actitudes pro-sociales, ya sea haca su grupo de pares o hacia cualquier otra persona de su entorno. Estas conduc-tas inadecuadas, manifestadas a menudo en la infancia por un comportamiento problemtico, genera reacciones aversivas en las distintas personas que interactan con el nio, el cual se orientar muy temprano hacia conductas desviadas teidas de agresividad, de violencia y en todo caso contrarias a las normas convencionales establecidas

  • 104

    por la sociedad (Tremblay, 2000). Durante el crecimiento y desarrollo de estos individuos, estos rasgos particulares van a fortalecerse e interactuar con otros factores ambien-tales, familiares o sociales que causan en la mayora de los casos comportamientos delictivos y la perpetracin de actos violentos relativamente graves. Ellos tambin se implican en los tipos de delitos mucho ms triviales, pero no se satisfacen. De tal forma que ellos cometen tambin delitos violentos mucho ms grave, que consiste no slo en daos a la propiedad, sino a menudo en lesiones a las personas. Esta delincuencia verstil se manifestar muy temprano debido a que el individuo se siente precozmen-te atrado por la conducta delincuente.

    El segundo grupo de delincuentes descritos en los traba-jos de Moffitt (1997), abarca jvenes mucho mejor sociali-zados, no presentando por lo general particulares rasgos de personalidad como no sea una relativa impulsividad, una preferencia por las recompensas a corto plazo o inclu-so una necesidad y bsqueda de sensaciones fuertes. Sus actos delictivos son considerados como una reaccin de adaptacin normal al finalizar la infancia. Los adolescen-tes pasan por diversos cambios biolgicos y sociales, asi los cambios biolgicos (tales como los niveles elevados de testosterona en los varones) podra aumentar el nivel de irritabilidad. Con respecto al cambio social, el hecho que los adolescentes se situen en una etapa intermedia entre la niez y la edad adulta implica que ellos quieran tener acceso a los privilegios de los mayores, sin ser lo suficien-tementes maduros y responsables para poder beneficiar-se. Esta diferencia provoca una reaccin de rebelda en este estado de transicin que se manifiesta a veces por ac-tos desviados o incluso delincuentes. Sin embargo, estos son en su mayora pequeos actos, sin mucha violencia y limitados al corto perodo de la adolescencia. Estos delin-cuentes se especializan en delitos que simbolizan los pri-vilegios de los adultos para demostrar su independencia frente al control parental (Guerette, Steinus y McGloin, 2005). Su gusto por