CONMEMORACIONES MEDIÁTICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

of 22

  • date post

    30-May-2018
  • Category

    Documents

  • view

    220
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of CONMEMORACIONES MEDIÁTICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

  • 8/14/2019 CONMEMORACIONES MEDITICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

    1/22

    CONMEMORACIONES MEDITICAS DEL PASADORECIENTE EN ARGENTINA

    Por: Eva Da Porta

    Interrogantes iniciales

    Quin define este presente desde el que hablamos?Homi Bhabha

    La memoria, como dimensin constitutiva de toda cultura, se ha vueltoen la actualidad una preocupacin central en las discusiones y debatesde las ciencias sociales y los estudios culturales. Pero tambin endiversas propuestas de intervencin poltica y en la produccin de laindustria cultural, el pasado y la memoria concitan en las ltimas

    dcadas un inters especial. Sin embargo, esta atencin centrada enla memoria no alcanza para abordar en su totalidad un fenmeno tancomplejo y conflictivo, que ha llegado a constituirse en un rasgo depoca, una suerte de cultura de la memoria (Huyssen, 2000:16)marcada por un giro hacia el pasado que, (...) contrasta de maneranotable con la tendencia a privilegiar el futuro, tan caracterstica de lasprimeras dcadas de la modernidad del siglo XX (Huyssen,2002:13).

    En nuestro pas, el vnculo entre memoria y olvido adquiere particularrelevancia debido al pasado reciente de quiebres institucionales,terrorismo de estado, dictaduras, etc., acontecimientos que pueden

    definirse como catstrofes sociales1, con profundas consecuenciasen el tejido social. Schmucler pone el nfasis en un aspecto centralque ordena la bsqueda de la memoria: En la Argentina estamosenvueltos en un torbellino de voces que claman por la memoria. Lamemoria de qu se intenta fortalecer, o recuperar oconstruir? (Schmucler, 2000:6)

    Estos interrogantes, que involucran una dimensin poltica y tica,constituyen los ejes desde los cuales nos proponemos reflexionarsobre la construccin meditica de la/s memoria/s polticas del pasadoreciente en Argentina.

    Las conmemoraciones fechas, aniversarios- constituyen un espacioproductivo para estudiar los conflictos de los que son objeto lasmemorias. Fijan, cristalizan, y materializan el recuerdo de unacontecimiento concreto y lo ponen en escena en la esfera pblica sumbito natural de realizacin-.Desde la perspectiva se hace necesarioconsiderar la dimensin meditica presente en la constitucin de estaesfera. Los medios no seran un mero registro neutral de esasmemorias, sino su condicin de posibilidad y existencia social. En esemarco nos preguntamos, qu papel juegan los medios decomunicacin en esa lucha por imponer y hegemonizar los sentidos enlas conmemoraciones de acontecimientos conflictivos que se

  • 8/14/2019 CONMEMORACIONES MEDITICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

    2/22

    constituyen como un lmite, un quiebre institucional y discursivo ?

    Los acontecimientos que se sucedieron en nuestro pas entre el 19 y el21 de diciembre de 2001 y que llevaron a la Nacin al borde de la

    disgregacin estn atravesados, en su emergencia, por una presenciameditica constitutiva. Esta presencia no se circunscribe a una meracobertura de los hechos sino que interviene en su definicinperformativamente al constituirlos como acontecimientos de la esferapblica nacional. Esta imbricacin, entre discurso meditico, espaciode lo pblico y esfera poltica se pone en evidencia con particularfuerza en situaciones de catstrofe social, como la que estamosplanteando. Acontecimientos relevantes en trminos sociales como elcacerolazo o los saqueos en el gran Buenos Aires no pueden seranalizados sin considerar la incidencia constitutiva de la coberturameditica. No slo el tiempo sino bsicamente el ritmo, la cadencia

    social de esos acontecimientos estn atravesados, formateados porlos dispositivos tecnodiscursivos. (Derrida, J. 1998).No habraposibilidad de plantear dos esferas independientes: la real social y lameditica, tal como lo sealan aquellas perspectivas que abordan lamediatizacin como condicin de existencia actual; desde los planteosiniciales de Pierre Nora, pasando por Eliseo Vern o Jacques Derrida.(P. Nora. 1967. Vern, E.1987, Derrida, J.1998). Frente a estacomplejidad es quizs necesario comenzar a interrogarse por estaperformatividad meditica, por sus mecanismos discursivos deimposicin que hacen que hoy, parte de la realidad social, no slo seconstruya mediticamente sino que ciertas dimensiones de la vidasocial no puedan ser analizadas sin considerar la profunda implicacinde los medios. En ese sentido J. Derrida seala esta profundacomplicacin entre discurso meditico y acontecimientos sociales alconsiderar que aquellos hechos que los medios constituyen enactualidad, ese cribado interpretativo no se limita slo a la esfera delos medios, sino que se impone desde el umbral de toda percepcin otoda experiencia finita en general (Ibd.: 58)

    Narrativas del presente

    La definicin performativa de los acontecimientos de diciembre de2001 que realizaron los medios los instituy como acontecimientospolticos de relevancia nacional. Este trabajo simblico se realiz conla ayuda de herramientas retricas y estrategias discursivaspreviamente existentes en el marco de una formacin discursivasuperior: el discurso de la actualidad.

    La actualidad como condicin de produccin de estos acontecimientosles imprimi sus propias marcas semiticas y les impuso algunaslecturas y estructuras de sentido propias; desde ciertas tramasnarrativas tales como la crnica policial para relatar los saqueos, hasta

    cierto tono histrico inicial dado por el tratamiento documental al

  • 8/14/2019 CONMEMORACIONES MEDITICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

    3/22

    cacerolazo del 20 de diciembre.

    El carcter disruptivo de estos acontecimientos fue controlado porestas narrativas de la actualidad que desde tramas previas llenaron el

    vaco de sentido2

    creado por la emergencia conflictiva de estasexpresiones sociales. Este discurso marc las coordenadas del relato,a partir de una clara posicin enunciativa centrada en el formatonoticia de ltimo momento, en la crnica como relato predominante yen la transmisin en vivo y en directo como modalidad de contactodominante. Este tono de urgencia, emergencia, imprevisibilidad y ciertadosis de contingencia hizo que la TV y su capacidad de transmitir endplex y mltiplex funcionara como el medio privilegiado de controldiscursivo del acontecimiento, como mapa ordenador del caos social.

    Los canales que hicieron cobertura en directo sostuvieron la estructura

    del informativo tradicional con conductores en el piso que daban pasoa las crnicas en distintos escenarios simultneamente (saqueos en elGran Buenos Aires, manifestaciones en los barrios capitalinos,cacerolazos, represin policial en el Congreso) y con entrevistas enestudio a especialistas en anlisis econmico, marketing poltico,encuestadores y algunas personalidades de la cultura, excluyendomayoritariamente a polticos.

    Que los acontecimientos sealados se hayan desencadenado sinprevisin posible, al menos para la gran mayora de los argentinos, yque por lo tanto hayan sido transmitidos en directo, rompiendo larutina de programacin televisiva y los formatos de edicin de losdiarios, no debe ocultar el verdadero trabajo narrativo de los mediosque no slo operaron como espacio de emergencia, visibilidad ytransmisin de los acontecimientos de diciembre de 2001 sino tambincomo lugar de significacin, interpretacin y evaluacin.

    La actualidad, ms all de los distintos gneros que la conforman, esla estrategia discursiva central a partir de la cual, los mediosconstruyen lo real social en un presente continuo. (Vern, E.1987 : V).Esta construccin tiene fundamentalmente una estructura narrativa en

    tanto lo real social es construido a travs de relatos que ponen enescena conflictos sociales que se desarrollan temporalmente entramas previamente codificadas. La forma narrativa asegura, comodice H. White, la realidad de los acontecimientos relatados en tanto unnarrador autorizado, para describirlos caracterizarlos y evaluarlos, losubica en un marco de sentido y los comunica a un destinatario.( Hyden White:1987: 37). Las narrativas de lo real requieren la voz deun sujeto autorizado moralmente para hacerse crebles, por lo que suejercicio debe entenderse como una prctica social que confierepoder/control social a quien la usa en la medida en que el narradorqueda investido de los valores y legitimidad necesarios para tomar la

    palabra. (Mumby.1997: 72)

  • 8/14/2019 CONMEMORACIONES MEDITICAS DEL PASADO RECIENTE EN ARGENTINA

    4/22

    La nocin de narrativa3 es un concepto importante para analizar elmodo en que los medios y en particular el discurso de la actualidadproduce esa trama simblica que construye el presente social endevenir (Vern, E, 1987:V) pues sobre el registro de acontecimientos

    del relevancia social, intentan develar sus significados, conformandomarcos interpretativos, cuyas tramas le dan coherencia y sentido. Sibien la nocin de narrativa est estrechamente vinculada al lenguajeoral y escrito y a las estructuras del relato por las que esta materialidaddiscursiva organiza la comprensin del mundo, es de sumaproductividad su aplicacin al anlisis de los relatos mediticos queson discursos complejos ( imgenes, textos, audio, etc.) desde loscuales hoy nuestra cultura configura gran parte de su presente.

    El discurso de la actualidad funciona narrativamente porque el relatodel mundo social es fundante en la medida en que se ubica desde el

    presente, desde la contemporaneidad de la experiencia de losinterlocutores4. Esta capacidad performativa, -que es posible en lamedida en que construye un presente compartido entre enunciador yenunciatario-, vincula el funcionamiento de las narrativas mediticascon la problemtica del control social5, puesto que los periodistas ycomunicadores mediticos cuentan con autoridad cultural para sernarradores de los acontecimientos del mundo real y adems enmuchos casos para determinar narrativamente las versionespreferenciales (Zelizer, B